Reglas básicas de protocolo para invitados e invitadas perfectas
23 Ago 2019

Reglas básicas de protocolo para invitados e invitadas perfectas

Sí, ya has llegado. Estás en ese momento de tu vida en el que mínimo tienes un par de bodas al año (como poco). Se te agotan las ideas y ya no sabes qué reglas de protocolo debes cumplir para ir perfecto/a a las bodas de tus amistades y familia.

Por eso hemos creado este artículo. Para vosotros invitadas e invitados 10. Cumpliendo estas reglas básicas del protocolo nupcial, cualquier opción que barajéis para vuestra vestimenta estará dentro de lo reglado. 

Las elecciones de colores flúor, zapatos de tacón imposibles, corbatas y pajaritas de motivos frikis, etc. lo dejamos a elección del consumidor, porque sobre gustos no hay nada escrito, afortunadamente.

 

1 El blanco no es un color

No lo es. No porque no lo sea, sino porque no es una opción. Tanto si eres hombre como mujer, los colores claros (celeste bebé, rosa empolvado, beige, maquillaje, gris claro, plateados, etc) no son aptos para estos eventos. A menos, claro está, que los novios hayan especificado en las normas de etiqueta para la boda que deben de ir de un color especial. 

Es cierto que hay bodas que se preparan pensando en que todo el mundo vaya vestido de blanco, sobre todo en verano. Pero esto no es lo habitual.

Así que ya sabéis, a los colores que os gusten hay que añadirles saturación para que se alejen lo más posible al color blanco.

 

2 Tocado sí, tocado no, esa es la cuestión

En las normas británicas, los tocados para las mujeres son algo prácticamente obligatorio. Aquí, estamos en España y cada vez se impone más esta tendencia. Ahora bien, los tocados sólo están permitidos en el caso de que la boda sea de día, nunca en una boda de tarde-noche.

Además, otro de los puntos que debes tener en cuenta a la hora de elegir llevar tocado es que únicamente te lo puedes quitar cuando dé comienzo el baile. Es decir, ni siquiera comiendo en la mesa podrás quitártelo. Esto es muy importante a la hora de saber elegir tamaños de pamelas y sombreros, puesto que influirá notablemente en tu comodidad.

Una vez los novios abren el baile, podrás deshacerte del tocado. Aunque si es de los pequeños, tipo diadema o broche, podrás quedártelo cuánto quieras.

3 Largo corto, corto largo.

Otra norma básica para las invitadas, se refiere al largo de los vestidos. El protocolo nupcial marca que para las bodas de día, los vestidos deben ser cortos o medios (largo a la rodilla) y que para las bodas de noche, se utilicen los vestidos largos.

Esta es la regla general pero, ¿qué pasa actualmente con los monos y los vestidos de corte midi? Ahora esta regla se queda un poco más difusa por los usos que están haciendo las nuevas “influencers” de moda, y se suelen ver ya monos largos con tocados en bodas de día. Eso sí, siempre de colores vivos y saturados, nunca negros o azules oscuros.

Los vestidos de corte midi juegan con ese largo que tapa la rodilla pero deja que se vea la pantorrilla y los tobillos. Puede ser un corte ideal para una boda de día, sobre todo si escoges colores con personalidad.

 

4 Los hombres lo tienen más fácil… o quizás no

A vosotros, queridos amigos, hermanos e invitados, se os presupone la sencillez en la elección de la vestimenta para asistir a una boda. Lo cierto es que cada vez hay más opciones y podéis caer en errores. 

En cuanto a los tipos de trajes, no es recomendable asistir con esmoquin o con un frac. Sólo debe ser si lo exige la etiqueta impuesta por los novios. Estos atuendos son de gala y se utilizan en eventos y ocasiones muy concretos.

Por lo general, si el novio va de chaqué, sus familiares y amigos más cercanos (los “damos de honor”) deben ir con el mismo tipo de atuendo. Además, este dato se les suele especificar en la invitación de boda.

Y ya, con respecto a las corbatas y pajaritas, se abre un nuevo universo en la moda masculina “bodil”. Hay de todo tipo de formas y estampados, por lo que podréis escoger la que más se adecue a vuestro gusto y estilo. Si asistís con pareja femenina, los colores de la corbata o la pajarita está bien que vayan del color del vestido o traje de ella.

 

En definitiva, todo se puede resumir en una norma básica indispensable para todas las bodas: “Los protagonistas son los novios, no tú”.

Por eso, dejar de lado las excentricidades, los colores llamativos, los escotes demasiado escotados, el barroquismo en las joyas, etc. es lo más apropiado para ser unos invitados perfectos en cualquier tipo de boda a la que vayáis.

 


cristina

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios.

Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso.

Leer más detalles.

ACEPTAR
Aviso de cookies


Esta web es interactiva. 
Si escribes tu nombre,
la personalizamos para ti.